IX Sesión Martes Solidarios

Hola queridos lectores, el pasado miércoles 6 de mayo, contamos con una sesión extraordinaria de Martes Solidarios, contamos con la siempre grata compañía de Aaraceli Lozano Pulido, que vino a hablarnos sobre saneamiento: alternativas para el desarrollo.

Dependiendo de la procedencia de las aguas residuales (domésticas, urbanas, industriales, pluviales o procedentes de la agricultura), la manera de procesarlas es distinta, ya que llevan unos componentes disueltos u otros.

Hay distintos sistemas de recogida de estas aguas residuales: sist. individual, colectivo o recogida de pluviales, dentro de los sistemas colectivos (alcantarillado), se puede distinguir entre separativo (las aguas negras se separan de las aguas pluviales) o unitarios (todo el agua junta va al tratamiento). Una vez tenemos recogida este agua residual, pasaremos a tratarla. Es importante recoger las aguas pluviales para evitar que se acumulen y atraigan ratas y mosquitos.

Con su uso, el agua sufre diversas alteraciones:

Alteraciones físicas: en su color, olor, sabor,…

Alteraciones químicas: los elementos tanto orgánicos como inorgánicos disueltos sufren alteraciones en el viaje (hay que tener en cuenta las reacciones químicas que se dan con el tiempo). Una problemática es la falta de oxígeno disuelto. Puede medirse este oxígeno disuelto con la DBO (Demanda Biológica de Oxígeno) que nos indica la cantidad de materia orgánica presente en el agua.

El saneamiento es la tecnología que recoge el agua que desechamos (aproximadamente un 80% del agua que utilizamos) para eliminar excretas y aguas residuales, y los elimina higiénicamente. Dos mil setecientos millones de personas no tienen acceso al saneamiento básico.

En un proyecto de saneamiento, lo primero es pensar la cobertura que queremos dar y el nivel de servicio. La cobertura tiene que ser total, pues una sola persona sin saneamiento puede contaminar a todos los vecinos. Un proyecto de saneamiento no es completo si no incluye un lavamanos, además si se incluye un programa de educación en la higiene, el éxito del proyecto aumenta en un 66%.

El saneamiento es importante tanto a nivel individual (aumenta la higiene, salud y dignidad de la persona) como global, por ejemplo se observa un aumento en la asistencia a clase si la escuela cuenta con letrinas. A pesar de su gran importancia, el saneamiento no está muy desarrollado porque parece que no genera beneficios, aunque por cada dolar invertido, se generan 9 dólares de ganancia (por ejemplo en el ahorro del tratamiento de enfermedades).

Los factores que determinan el diseño del proyecto son:

Técnicos: agua disponible para la descarga, ubicación de las fuentes (ni muy lejos, ni muy cerca, para evitar infiltraciones), densidad de población, facilidades para la limpieza, nivel freático, si la zona es inundable o no, …

Sociales: algunas poblaciones están acostumbradas a la manipulación de los excrementos, y fabrican abono con ellos, por el contrario hay otras que los consideran intocables.

Económicos: los gastos de mantenimiento dependen del sistema.

El ejemplo más sencillo, es el saneamiento in situ, se trata de excavar un hoyo, protegiendo sus paredes, para evitar que se corroan. Requiere una losa para evitar caer al hoyo. Conviene que la caseta esté cerrada o con una malla para evitar la entrada de insectos. El principal problema son los olores, al no disponer de un sello hidráulico. Cuando el hoyo se llena, puede cerrarse y hacerse otro nuevo, o vaciarse y seguir usando el mismo. En la India, cada letrina tiene dos hoyos distintos, una vez se llena uno, se sella y se deja que durante dos años (el tiempo estimado para que se llene el segundo) se den todas las reacciones químicas de descomposición, de tal manera que una vez transcurrido este tiempo, se pueda vaciar sin ningún tipo de riesgo.

Otra opción es el tanque séptico (opción húmeda in situ), tiene un tamaño mayor que el anterior, además se hace necesario el vaciado o bien manual, o con bombas (aunque al ser residuos sólidos, se atascan con facilidad). Es una buena opción a nivel familiar, además pueden integrarse fácilmente en una red de alcantarillado posterior. El inconveniente es que no se incluyen ni aguas grises ni pluviales, que también requieren una limpieza.

Una solución alternativa es el alcantarillado, aunque requiere un sistema colectivo de gestión y cuidado, y se hace necesaria una depuración antes de verter el agua directamente al río.

Hasta aquí el resumen de esta sesión extraordinaria de Martes Solidarios celebrada un Miércoles. Muchas gracias a Araceli Lozano por tratar con nosotros un tema que está tan olvidado, a pesar de su importancia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s